Avisar de contenido inadecuado

OBAMA entre latinos en la Casa Blanca, sus hijas lo disfrutaron mucho.

{
}

Obama abre la Casa Blanca a la música y cultura latinas

Getty Images - Obama emitió un mensaje antes de la fiesta hispana.

Washington (dpa). El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, abrió la noche del martes la Casa Blanca a la música y culturas latinas, en una gala que contó con estrellas como Marc Anthony, Gloria Estefan, Thalía o Eva Longoria y con la que puso punto final a un día de mucho español en Washington, visita del jefe de gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, incluida.

Con un "buenas noches" pronunciado en su escaso español, Obama dio la bienvenida a cientos de invitados a la "Fiesta Latina" en la residencia presidencial estadounidense, la tercera gala musical que celebra la primera pareja del país en la Casa Blanca, que ya vibró en los meses pasados al ritmo del jazz y del country.

    

"Al igual que nuestra comunidad latina, la música latina no es muy fácil de definir", señaló Obama al inaugurar la fiesta, que será retransmitida en diferido los próximos días por varias cadenas hispanas del país pero que la Casa Blanca emitió en directo a través de su página web.

Sin embargo, añadió el mandatario, "el espíritu de la diversidad nos unifica" y esta música "nos habla sobre "amor, alegría, dolor, amistad o esperanza".

"Al final, lo que hace grande a la música latina es lo que siempre ha hecho grande a Estados Unidos: la habilidad única de celebrar nuestras diferencias a la par que creamos algo nuevo, darnos cuenta de que podemos venir de trasfondos diferentes, de culturas distintas pero que lo que lo que nos une siempre será más fuerte que lo que nos separa", sostuvo entre aplausos.

Rodeado por su esposa, Michelle Obama, y sus hijas, Shasa y Malia, Obama asistió a la gala musical moderada por los actores latinos Eva Longoria y Jimmy Smits, junto con el animador televisivo George López, quienes bromearon sobre el origen "latino" del mandatario "aunque no lo sepa", dijo la protagonista de "Mujeres Desesperadas".

"(Obama) vive en una casa que no es suya (...) dice que va a realizar cambios y nadie le cree, muy latino", concluyó López entre las risas de los asistentes antes de dar paso a la cantante de origen cubano Gloria Estefan quien, junto con José Feliciano y Shalia. E dieron inicio a un largo concierto en el que participaron también Marc Anthony -que acudió con su esposa Jennifer Lopez-, Thalía o Los Lobos, entre otros.

Entre los invitados figuraban también Pete Escovedo, Tito El Bambino y el grupo Aventura, quienes tocaron para una audiencia con un también alto perfil político.

Así, estaban los miembros latinos del gobierno Hilda Solís, secretaria de Trabajo, y su colega de Interior, Ken Salazar, así como la presidenta del caucus hispano en el Congreso, Nydya Velázquez, o la flamante juez de la Corte Suprema Sonia Sotomayor, una de las más aplaudidas en la gala.

La "fiesta latina" en la Casa Blanca pone el broche de oro al "mes de la herencia hispana" del 15 de septiembre al 15 de octubre, pero también supuso la culminación de un día intensamente hispano en el que asimismo tuvieron cabida las críticas por la tardanza del gobierno en proponer una reforma migratoria, una de las promesas de campaña del mandatario.

Además, horas antes de la gala nocturna, Longoria y el marido de Gloria Estefan, Emilio Estefan, habían coincidido en la presentación del comité que estudiará la creación en Washington de un Museo Latino.

Estefan calificó de "increíble" el proyecto -iniciado por el predecesor de Obama en la Casa Blanca, George W. Bush- y afirmó que su puesta en marcha es un "día histórico" que lo llena de "orgullo".

"Hace 20 años no hubiera pasado", afirmó en declaraciones a periodistas ante el Capitolio, mientras que Longoria calificó el proyecto como un "increíble reconocimiento a la comunidad latina".

La actriz sin embargo también defendió la necesidad de un cambio en las leyes migratorias como una reforma "no sólo necesaria sino inevitable", prácticamente en el mismo lugar en el que un millar de estadounidenses e inmigrantes se concentraron poco más tarde en una vigilia para reclamar de una vez la reforma que Obama ya ha anunciado que se demorará debido al estancamiento de su otro programa estrella, la reforma del sistema de salud.

Entretanto, en la Casa Blanca Obama recibía al presidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, quien de este modo pisaba por primera vez en sus cinco años de gobierno el Despacho Oval, confirmando de este modo la normalización de las relaciones entre Estados Unidos y España tras cinco años de desencuentros con la administración anterior.

{
}
{
}

Deja tu comentario OBAMA entre latinos en la Casa Blanca, sus hijas lo disfrutaron mucho.

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre